(pincha en la imagen para acceder a la web del editor si deseas comprar el libro)

lithium


Quizás alguien se pregunte... ¿qué quiere decir litio? ¿Qué significado tiene en la canción? El litio es un elemento químico, que entre diversos usos, se emplea en el tratamiento de la manía y la depresión bipolar, así como en otras psicopatologías. Es un estabilizador del estado de ánimo.

domingo, 29 de diciembre de 2013

T


Toda mi piel es tuya, como ese relieve que impera en cada poso de mis lineas. Me recuerda tanto ese sabor grotesco de mis venas en tus ojos.
El humo sagrado de mi deseo, como un flan, una mirada salvaje comiendome la boca, la lengua que no disfraza serpientes ni aromas, ni musgo...
Y pienso en el frío de esta noche intentando agarrarme a los barrotes de tu cintura para no morir en la desesperación de tu propia marca. Es una desidia no poder espolvorear tu fiebre sin tener que quitarme las ganas de desnudarme en la mañana y quedarme con tus marcas, así no olvidaré abrir la puerta en la noche, otra vez, un segundo más que pueda amarte..

viernes, 27 de diciembre de 2013

ROTOS

Rotos.
En las aceras, como los pasos abiertos.
Regresaba con el tumor en los huesos de la noche,
el atardecer de unas bombillas haciendo fuerza en las sienes. Incuestionables.
Y conseguí meterme en las callejuelas, en las aceras, y me oía el eco en un traqueteo
entre las sombras y las farolas.
Taciturna, como los poemas que se me olvidan escribir.
El anochecer pintaba ecuestre y lascivo.
Soy promiscua, en mis sentimientos, y en el orden de los factores, no alteran el producto 
resultante de mi propia codicia.
Los rotos siempre fueron mayores, nunca cosustanciales como el verbo matar.

Y recorría un escalofrío en la espalda de mi costado,
en las mieles de los recuerdos y las nostalgias,
 me invitaba a no existir, 
a no matar, a no doler, a no amar.
Amar...amar....insensible como las escamas y ¿entonces?dejáme morir al amparo de los páramos,
allí la dama se encuentra solícita para violar los pactos y los modos encantados, los que no se oyen. ¡Qué ensoñación tan inerte, tan vacía!
Tan grosera de haberte visto.
No morir mañana y no despertar, no quiero gambas de champán en mi sillón.


lunes, 16 de diciembre de 2013

LOS PASOS





 La noche es como una termita que acapara el reloj diurno de los días, de los pasos. Es otra manera de vivir, de amar, de encontrarnos  en la percha del ocaso,  de las sombras relampagueantes de lo interno, superfluo, angosto.

  Las luces de neón absorben los sentidos, miro pausadamente los cristales de los suburbios,  pienso en tu cuerpo, en  el nuestro, de ambos, atravesando las calles y los bares, donde contar tantas historias como el cabello de un ayer, o de un hoy que salta como esas luminarias.

Ayer acabé en la barra del Memphis, como siempre que acababa  contigo en ese reservado. Quizás sea por el recuerdo de tus manos en mi muslo atravesando de arriba abajo hasta llegar al punto de un equilibrio.

Qué mal sabe ese whisky, ese gin-tonic  sin tu presencia. Es como atravesar la  garganta y escocer la nostalgia.

Las miradas se acurrucaban a lo largo del garito, parejas entrelazando sus bocas, sus gestos, las palabras y yo en cambio no atravesaba nada más que el olvido. O   la definición exacta de sentirse  sedienta bajo tu mirada, tu voz, tu eco. Pasa lo de siempre, acostada con un rostro que no conozco por el sopor del alcohol. Eso trato de decirme o de pronunciarme.

-Quedamos mañana-me dice después de un ronroneo en las sábanas frías de mi indiferencia. Apenas le doy una calada al cigarro, ya es costumbre, un aspecto de desdén que no quiero continuar.

Los pasos, son pasos agigantados por la propia madurez de tener que hacerme mayor ante las circunstancias. Entiende, hacerme mayor, intentando socorrer tu amparo desde que te fuiste.

Bajo de nuevo, al Memphis, a ese rincón, Hay un tío posado en la barra me mira con deseo lascivo, penitente, con la boca húmeda  intentando  ya de por sí quitarme algún botón. Me salgo fuera despacio, tintineando entre las luces, los pasos, otra vez, los tacones en las aceras, viendo unos a otros, viendo gente  ir y venir en las calles.

Entré en la tasca de Eduardo. Ahí siempre me siento  conmigo misma. Es fácil perderme en la memoria de quienes hablan  con la sonrisa de tener que poder inclinar un muro en mi razón, así  podré tirar la noche. Eduardo se acerca, me pone la copa con un posavasos  con una especie de barco  o de velero....”oceanic”.  Sería bueno perderse  en el océano....

Mmmmm.

Las certezas se pierden en el movimiento de la copa  a mis labios, de los labios a la garganta...de las manos al cigarro, al humo, ¡qué sé yo....!

Me está dando vueltas  la cabeza: pesarosa, inquieta.  Son las 4 ya.  Apenas se me dibuja tus pasos en el rincón de esa nostalgia. Somos capaces de etiquetar y de poner cinturas a nuestros sentimientos vacíos. Ya soy una etiqueta igual que el  Ron, o el Whisky o el vodka .El nombre....

Recuerdo que te gustaba el vodka. Me mirabas blandiendo tu rictus; especie de sonrisa sinuosa  hacia mis párpados, o hacia mis senos o hacia mis manos. Es igual no queda nada de aquello que solo venero en los dulces, en los membrillos, en esos brazos que menos mal que navego para olvidar...Olvidar...ay!..

Es imposible. Soy incapaz de tejer esa línea divisoria entre tú y el panel de las abejas.

Me reitero en la cama, no puedo dormir con el despertador  blandiendo las ocho de la mañana.

Es hora de ponerme el disfraz del no me importa para nada  que me hayas vendido.

Y  tener que florear tu escondite,  un baúl que tengo en casa, en el sótano. Perdona. Es el sótano de mi vulnerabilidad. Logro encarcelarla cuando bajo al Memphis, otra vez, y mañana será otra noche más, amparada  en alguien que podrá quizás deleitarme con las sobras de un amor que no es para mí,  si no es  para contentar a las cenizas que quedan del tuyo en mi interior.

(RELATO PRESENTADO AL CONCURSO LITERARIO  INTERNACIONAL DE RELATOS LA VIDA ES UN BAR)


sábado, 7 de diciembre de 2013

QUEMA

Ya hace tiempo que el litio no me amarraba. Casi había perdido el sabor, el hormigueo de esa ansiedad en mis manos, sudando con el arrecife de las playas dormidas, las que en invierno teclean al subir la nota de la discordia. Me tomaría ahora mismo ese mal sabor hambriento de la desidia.
No. Bajar la guardia contra el muro de los propios latidos es  sobornar a los pleitos que rebozan en la yugular. Esta tarde es como ese mar..lánguido....Me emborracharía de absurdas lenguas para matar las hormigas. Destrozar los pasos en las piernas abiertas esperando espolvorear  el sexo converso de las premisas.
Te esperaba. Como siempre. Aunque tardes en aparecer. Séntemonos como la tregua en la paz de la ladera de las batallas. Esas. Son las que me pueden. La maldita prueba, la proeza, la desfachatez de los ombligos.
Maldita sea la vez que nací con este run run atemorizando el paisaje de mis días, noches, amuletos......Quiero, quiero y no puedo  deshacerme del nudo de las corbatas.  Es...una soga, como la comida que escupo, cuando inevitablemente  no quiero comer.
Agotada, de los canelos, esa es mi rareza, mi copa, mi champán. Debería prender las flores y arrancarles el ojal como si usurpara el imperio de mis sentidos y obligarle a no disfrutar de las bellezas externas.
Obligar, casi me río de la evidencia, quema la sangre, y la garganta y como el final quedará menos, mucho menos, para vomitar el principio, ningun principio existe si antes no existe el final.

jueves, 5 de diciembre de 2013

VOZ

Cuántas inclinaciones ante mi eco. El racimo uniforme, cellos en tiralíneas, sonatas en do menor y acústica biennacida. El paladar. Una fuente, una sopa de letras. Un carmín en las manos de unos labios. Mis pómulos, tus pómulos, tus ojeras en mis silbidos. Ay,...esa voz que inclinó su frente a la media mía, el volumen que despierta el aire. Al alba, corre...corre, que se me escapa el epílogo en esa cartera del viento. No lo ves, atesora letras como la vid. Un simple comienzo en el final de una maqueta.


jueves, 28 de noviembre de 2013

VIDA MÍA. VIDA. MI VIDA.

Vida mía. Vida. Mi vida.
Entono en las mañanas frías de noviembre hacia diciembre esa letanía. A veces me soporto como un abanico enfundado en el velo de las cortinas.
Y es que nací en el temblor de los párpados diurnos ennagrecidos por la lluvia de esta mañana. Tuve que salir a coger la chaqueta del recio amor que me envolvía en una sábana sin ataduras.
Y es que te digo. No dudes.
Vida mía. Vida. Mi vida.
Al filo del café que me tomo en las horas muertas del día miro un espejo. Curiosa manera de verme en los relieves de las mangueras. Como los autobuses de recreo enfilando los pasos de peatones en los recodos dormidos. Los prospectos de las octavillas me recrean una y otra vez ese nombre, esa definición exacta de tus vocales como el eco de los pájaros en las orillas, en los goteos de los grifos que no me dejan dormir, ni moverme de un lado a otro en el extemo de la silla diurna.
Escribo, descifro, lo vivo, lo pinto, lo acuno, me lo bebo, lo mastico, le doy el impulso a una sangría en el cliqueo de una metamorfosis en mi cabeza. ¡Qué horas mas muertas sin despotricar en tus brazos en la manera que me santiguo, si me desafío, de osar implorar una tregua contigo!
 Vida mía. Vida. Mi vida que no es mia, ni tuya  ni de la otra vida.
¿De quiénes son los versos que imploramos como besos en la madrugada?¿La fiebre es consecuencia de la vida mía y tuya que se nos va en galimatías sin cuentos perfectos?

Dónde...dónde.....ni cómo ni cuando...
Vida mía. Vida. Mi vida....



sábado, 16 de noviembre de 2013

CORROSIVO

¡¡Qué me queda!!ni siquiera la punta a un lápiz, me la comí como la termita, esa arrasó mi vertedero, solo solanas, ruínas y una goma sin despuntar la vid..
De secano, como la tierra. Sin raíz, se esfumó y con el viento, diseccioné tu memoria y la hice arena, como si no hubieras existido.



Voy a convertir el amor en un desierto, en una zona arrasada por el temblor de una odisea. Una nota discordante en el vértice de una soberbia. Solo marco el teclear de un rumor que ensordece las caracolas de un vacío, esa nada sin cafeína que se llama al despeinar la mañana y se enrosca como la serpiente y pronuncia tu nombre.
Me matan los instantes, esos, corrosivos. No tienes que limar ninguna complacencia.
 El instante es como el minuto que no se saborea y en cambio se disipa como el vacío de una garganta.






viernes, 1 de noviembre de 2013

SAL Y LLUVIA

Las ventanas se esconden como un caracol ante las nubes negras en espejos opacos. Es imperdonable el favor que me haces al gritar lo correoso. Tu voz entona luciérnagas que se miran en un arrebato de pasiones inocentes. ¿Por qué no coges la ola que te arrebata la piel?
Me parece que es una cisterna en la brisa que rompe sábanas tan dulce  como el pastel de tu sed. Ya lo olvidaba, No me quieres. Como amar al destino.
Mis manos toman el espacio que me separa de una gaviota.
Una idea que me bulle en los cristales de mi cabeza. No sé si te dejé esa palabra que olvidé escribir en un cuento sin enunciado.
Sal y lluvia. Tocarte entre la rosa y el suelo.
No empieces a terminar.
Cantemos un vals  que me llame amor, poder tomar tu ala, y seguir corriendo mas alla de ese sueño, en la frontera del espiritu rebelde.



CASI HUMANO

He esbozado un licor. Me seduce en esta cabeza. Es una hora lánguida, ecuestre, piel melocotón de una telaraña que se desliza en un sopor.
El mar azul de una boca. Cosustancial al verbo amar.
Casi podía, oler. Un casi no sé que es insustituible a ese ardor.
Un casi poder en la propia manera de santiguar las horas.
Y sigo luchando en un arranque de locura a la propia insinuación.
Casi....Si estrujo la miel de un panal.
Pronunciando casi distintas maneras de soñar.
 Antes, cuando recordaba el reloj de un meteorito caido en la memoria,era cobarde para poder desgranar los aires de la paciencia.
He soñado una mariposa que vuela en el asfalto.
 Amado. Seducido. Violado.Fluido.
Ay...mi vida es ese sopor. Una masacre de letras en un amparo,
en un pantano de la propia envidia de poder casi suspirar.
Casi prefiero decir que he vivido menos de lo que imaginado.
La penuria es proporcionar, al grado  de amor, que escuece en las sombras. 
Casi humano.
Casi lleno.Casi sola al límite de ese casi lloro.
Ni como, ni duermo, si.
Tampoco me excito en esa montaña. 



lunes, 14 de octubre de 2013

ARDOR.

A qué sabe el ardor. A nada más genuino que a la derrota.
He llegado a una conclusión en el borde de un parámetro, en la boquilla de un cigarro que sabe a un no se qué de vergüenza. Cada momento desfallezco como una crisálida en la memoria.
Seguiré abriendo la nostalgia para sacarle el efluvio. Ese que lisonjea a una flor en medio del
acantilado.
Era una niña. Aturdida.
Era algo que ya no es lo semejante a una fantasía en medio de una carrera.
Tirar del pañuelo es como suplir al viento. Encoger hasta morir.
Y digo en un paladar....hasta dónde llegarán los sueños......
Inexplicablemente suelto un vacío en una copa semejante a una lágrima.
Entonces me vuelvo a dormir en la espesura...


domingo, 6 de octubre de 2013

AFORISMOS

El martillo ha golpeado un lamento, irónico, maquiavélico. quizás sea metamórfico como el opio,se esfuma en la niebla de miles aforismos.
Ahora mismo deseo la guerra....
como un demonio que ha soltado mi boca y garabatea un escombro.

 Y qué decir, no decir, o  pronunciar silabas... modelar falsas lujurias, falsos espamos, como la nieve, liquida la memoria.
 Abro la puerta, abro un desvarío, le hablo a mi propia figura y sé lo que debo pronunciar,de una mano a la quimera hay una proporción, a la tristeza segundos. 
Ese líquido invertebrado, correoso, demasiado dulce como una vid.
Se vuelve litio, manoseado por la incontinencia de una malsana profecía. La que masturba el aire.
 No te olvides. El litio  no es negro, es rojo, como la sangre, hierve, escuece, modela, grita apenas sucumbre, apenas perfora.....solo araña.
Es  la escarcha de la mañana demoliendo las falsedades como puños.

 

jueves, 19 de septiembre de 2013

RESPIRO UN VERSO

 Como la mar. Dulce.
Una resaca.
A veces no basta con tocar o saborear. Basta percibir, entender como la marea extiende sus manos alrededor del cuerpo en armonioso estilo.
 Ser esbelta despues de la derrota es como volver a desgranar los pómulos en primavera.
Parece todo sutil. Parece todo Vivaldi, andante, crecendo... Intuyo la estación del otoño no es más que el nombre de la estación de primavera. Una época que incito.
Quizás los sueños se nos van de las manos cuando dejando  de ser sueños, se convierten en hechos, argumentos loables. Seres mitológicos.
Como la mar. Dulce.
Perfecta. Haciendo el amor en un oasis de rocas salvajes.
El verde de un olivo. Un estado. Cualitativo.
La tierra húmeda. Septiembre muere. Y es cuando respiro un verso.

jueves, 12 de septiembre de 2013

Insomnio

No miro el reloj en esta noche. Apenas en un centímetro escaso de mis ojos puedo ver la luz entre tinieblas. Vaso frío. Vaso inerte. He estado danzando toda la noche entre la duermevela y la caricia. Descorchando siluetas entre naranjos vacíos. Oía la risa de una niña. El forjeceo de las sábanas en la intranquilidad.
 Pensando en el vacío. A veces lo encuentro tan .....no se explicar la vicisitud de la propia regla.
El dialecto de mis niñas son como un polvorín en medio del caos. O de la vida, o de la inercia.
Lo importante es cambiar el pomo de unos cuartos., cuando el marco establece diferencias irreconciliables, sin que el perdón sea el dueño del fracaso.
Ya me perdoné. La vida, me debía una trago, no de aguardiente, si no de lluvia, esa......que arremolina los despojos y los libera de la tragedia. Hago matanza de renglones en las quimeras de mis fantasías, y luego....las adormece la respiración de mis almas, las dos que me esperan en cada mañana.
Sus almas,  forman una delgada via lactea, en un universo lleno de corchetes y violines artificiales.

jueves, 29 de agosto de 2013

DESENTERRANDO SUSPIROS

Los párpados me lloran igual que un vacío en medio del vaso. Se agitan.
En azul.
Me esfuerzo demasiado. 
Como volcanes en la selva; a veces creo que se difumina en mi rostro. Tu rostro, o aquel  que no se deja. No lamenta.
En la noche se silencia. 
Si. 
Basta mirar un meteorito.
El sueño  soporífero que se deshace en un péndulo de motivos aparentes.
Voy acostarme. Luego me quedaré clavada en una cruz profunda, una estaca, en cualquier lado de la cama. Puedo ponerle infinidad de sabores, o de significados aterciopelados. Inherentes. Rojos o amarillos chillones, pétalos floridos.
Esta madrugada no hay hambre. Se esfumó, igual que las ganas de masturbar un ocaso en las sombras.
Ya no seduce. Explota.
 Tic..tac....me susurra. Es una hoja, una mazmorra, una cantina sin vino o sin establo.
Creo que voy a cerrar el  punto final, en tu lengua.
Un amor, o un  te quiero. Un déjame. Oscuro como el sol. Mejor no digas. Desearías poder inhalar una palabra que el sonido de una sílaba.
Un beso sin sexo, un oscuro viaje sin aposentos.
Ya cerré el gong.
Salpicó. Ensuciando un somier. 
Juguemos. Me desnudas y yo te penetro en un segundo sin cuentas......penetrar entiende, no concibo otra forma de sacudir mis cerrojos, aquellos de los deseos. Las horas muertas.
Esa.....impeturbable voz de un run run....el gato que malvive en mi  oido. La escarcha.
Los días. 
En teoría debería pasar a la práctica sin doblez,
 jugando. Ya lo vives,
en una mano dentro de un puñado de raices que intento solventar como un mapa,
que desentierre un suspiro.Desenterrando, mi lecho, mi nombre, otro tal vez.
Me desentierro en ese lamento de continuos arrecifes.
Te agitas, nos agitamos en dos nadas menos un momento que den la suma de dos murmullos, en tu cama.



viernes, 9 de agosto de 2013

SÁDICO.

Me he levantado esta mañana con flores en ese ático de mi pensamiento. La clave  está en la mansedumbre del propio equilibrio. Quería escribir un algo que no sé como meterlo en cintura. Meterlo en esa botella que sabe a diario. Tras los efluvios de estos dias que han sido intensos como maremotos, hoy me dio casi sin beberlo.....
 La vida gira y gira y a veces en ese trazo de 180º nos vemos mareados ante la soberbia de la vida.
Soberbia a desgana, como los ecos de un galimatías. No sé qué definición podemos darle.
A veces es como un mar, otras un seno en los labios, como ese cuerpo, el que no se ve el que sueño, o a veces ,casi vomito.
Demonios, tizas de colores que no saben a ningun sentido. Que no me calientan las venas y no  me hablan. Casi un letargo.
Este párrafo creeis que no tiene sentido, no tiene simiente, ya hasta Dios me está dando un empujón, creo que a veces se posa en mi garganta exhalando el suspiro de la resignación.
Hacia mi misma, hacia lo que me rodea. Hacia un hasta aquí.
Un cristal.
Azul como una espada. Amargo, sobrio, delincuente.
¿Quieres comprender? Abre las manos y dime si ves. Las lineas es el paso del tiempo.El paso del correcaminos hacia el coyote de la desesperación. Ese que  muerde, asfixia.
Como la prosa en este párrafo. Asfixia.
Inerte como una caja de cerillas consumida por la vid del universo.
Y es entonces cuando dejo de escribir sin importarme el que puedas entender o no, las palabras que no quiero decir.
Inutilmente en este momento.
Sádico.
Planeando un encuentro fortuito con el caimán de ojos verdes de ese inconsciente. Como el calor, de agosto, improductivo como ese recuerdo.
Estridente como la muerte....No. No tiene que ser dormida,
no tiene que ser ni remota, solo paupérrima, violable,
como el amor, el deseo insatisfecho en un tejido arrugado,
drogándome para poder llegar a este momento, un minuto en cualquier reloj.
Esto no es el amparo, no es el fluir de un verso en lineas oblicuas de un teclado, o de un papel carcomido. No es nada. No es soledad, no es conocimiento, no es nada. No es un tren a corta distancia.
No es tu razón. 
Por supuesto, la mia tampoco.



miércoles, 31 de julio de 2013

ECUÁNIME

La indiferencia es un arma. Un arma para poder actuar. Te permite ver y analizar las cosas desde la objetividad. Una indiferencia que sabe a análisis, sin ese análisis  el juicio es falso y vacío.
Es preciso tomar distancia en todo lo que te rodea, para que no te afecte demasiado. La única forma de sobrevivir. Para dar todo, recibir todo, no te lances al vacío, es la conclusión que llego.
La indiferencia no es desapego, es simplemente cautela.
Esa llamada de atención a nuestro cuartel.
 Nos preguntamos por qué sufrimos, por  qué nos duele, pero obviamos el llegar a la certeza de preguntarnos por qué amamos, o no, mejor decir qué amamos.
En todos estos año me he planteado resolver el enigma. No es fácil. Y no es placentero, ni siquiera te regala una sonrisa. A través del pentagrama, en mi alma, en el cuerpo, en mi mente, o en un peldaño, o brasero, el de la pólvora quemada, iba brandiendo el oscuro secreto de la verdad. Ha sido un itinerario costoso, en cuanto a energía, valor, amor. Las pérdidas. No son como esas pérdidas urinarias que van dejando el rastro en las sabanas de la inercia. Las perdidas mas difíciles de asimilar,son aquellas que nno te responden a la evidencia del propio abandono, juegan contigo a cualquier partida simulando un farol que luego no esta marcado.


Ya no me queda nada del propio pasado y entonces llego a la conclusión de que nunca fui más feliz que soy ahora, ni menos. 

Ponemos la balanza intentado equilibrar la suerte a nuestro lado, olvidamos que la suerte no existe, solo el cúmulo de circunstancias que alinean para favorecerte o hundirte.

No quiero ser juez, no quiero ser reo, ni celda, ni grilletes de la memoria. No quiero ser nada que no pueda convertirme en oro. El oro es mi alma, la miseria mi vulnerabilidad.
Para qué hacer propio la indiferencia, es solo comprarla. Es mas útil que el propio veneno.Más valedeero ante un cheque porque solo así sobrevives.
Es estar dentro pero estando lejos, fuera,estando cerca.
A medio camino de la bondad y la compasión, hay una regla, la de no ser servidumbre a la mendicidad.

 A veces intentamos explicar qué somos o quienes somos, y nos falta mirarnos un poco al espejo para entender, que nos falta por ser.

lunes, 15 de julio de 2013

NADAR



Hace un rato las pupilas hierven, la fatiga de todo un día, las horas inquebrantales del reloj, en un tic tac casi inoloro que escupe mi fortaleza, la resumo en 3mm de cuartilla.
La calor me agobia como si me agobiara el tumulto de dentro de mi propio cuerpo. Suda, se siente, habla, esgrime palabras que no obdezco.
Y me pongo pensar. O escribir porque  no tengo otra cosa que hacer antes que el sueño me grite.
A veces no entiendo, o no realizo una llamada al operador de mi mente de forma efectiva. Quizás sea este adolecer sin carne, sin respiración que pinto en la nada.
La nada, vacío, lleno sin inmutarse, aforo gratuito de sentimientos, las cenizas que sobran del mediodía.

Eso es, Nadar entre la nada de un algo que no gime. Nadar entre algo que no pronuncia discursos sin fragmentos.
Nada, nada... nada por aquí ni allí, ni  escondido en lugares que imagino.
Que lío me hago a mi misma. Estoy en un rompecabezas.
Tengo un salpullido, un dolor, estar sorda sabiendo que siento crujir los interiores, la mostaza, la esgrima, el vientre de tanta inoperancia.
Y entre esas sustancias intento esculpir un rostro. Me lleva tiempo. Creo que en ocasiones que son dos o 3  o veinte figuras distintas en cada miel.

No podeis imaginar que ahora mismo tengo las manos que supuran.Ya las veo de otras ocasiones cuando intentan revelarse a una orden de mi escarcha.

El cerebro se me recalienta en estos dias estivales. Amo lo frío y el universo gris de mi instinto. Ahí puedo vivir y puedo ser kafkiana   dentro de otro u otra. Es menester elegir siempre la mejor opción entre la peor.
Elegir ser el destructor de tu propia obra para convertirte en algo....
No sé llamarlo. Me veo proyectada desde afuera dando bestias inútiles a mi cara, mancillando el honor de llamarme en un nombre que no distingo., Y oigo,  retumba, asfixia, gotea, lame, rompe, golpea.
  Todo se vuelve de escamas, se vuelve vacío, hueco, sonando el gong dentro de mis pupilas y yo inerte en el camino, en el movimiento.....
Las imágenes vuelan y yo no las alcanzo a distinguir, porque estoy segura, que martillean mis sienes, súbitamente  despierto empapada, estertorea, colérica y químicamente muerta por la angustia de mi propia imaginación.
Nadar, nado, peor, en ninguna bañera, solícita descubro que rasuro mi vida de un gramo de despropósito, ¿no ves? ya lo ignoras.

martes, 9 de julio de 2013

NO DUELE.

No duele, no corta, no explica, no arma, 
no rinde pleitesía.
No caduca, ni muerde, ni desgarra, ni se infla,
ni se rebaja, ni adolece.
No. Ni siquiera una sutil embestida.
Simplemente seduce.
Es así como me he levantado de tanto pasado y presente invertebrado.
No cruzo eslabones. Tampoco sopesé las malditas ganas de comer.
Abro los brazos y entonces me dejo llevar.
Volví aunque creo que no me fuí. Ni viajé, ni bebí..ni siquiera desperté.
Ahora cojo la copa, y brindo por mi sombra, es bella porque  se asusta ahora de mi espejo real. No como las flores de ayer, que se marchitaban al oler mi dejadez. Se deshacían en el polvo de la propia inmadurez.
Florecían en miles de gargantas carcomidas.
Y entonces...... Ni sangra, ni se diluye, ni se achanta...no hay mentiras que digerir, esas se comen al postre de un intervalo, en las notas del baile de un atardecer.
No duele como antes. No transpira. Pero me deja el rastro de unas migajas que se adhieren al torso, se adueñan del ombligo, seducen a las manos.....Y escapan de mis dominios.
Fantasmas, viejos recortes de usura. Viejos, como las trampas, adoquines locos, rojos inflamados de hiel.
Y sin embargo, ¿ no lo ves? NO DUELE.







martes, 25 de junio de 2013

CARNAZA

Debería conducirme por renglones torcidos, de esos que pueblan los sentidos, la carne amontonada en el arcén..mi propia carne, humana, trasgresora, sermoneando la conciencia.
Disparaba un fusil en la artillería de la propia desvergüenza, y solo encontraba una espada sútil como la tinta de este mar.

Son mis  venas que se rebelan como carnaza. 
La carnaza es digerible por la mediocridad, afán de existir en cualquier lugar y en cualquier estado, ese... el de la aspereza, dejó de importarme,......Llegará el líquido a corroerme, a bajar la guardia y entonces.....cualquier sombra, cualquier espasmo, cualquier nombre; uno cualquiera, la carnaza es inverosimil, pero desdibuja como el crisol, como el ácido.....





Llegué  a una habitación enmarañada en mi memoria, como el juez en una sentencia de garganta profunda. No me dejaba respirar como el aire. Callaba. Como la carnaza. Abría sus brazos y  la basura me ahogaba como los naúfragos en el espacio de mi mente y de mi desidia.

Moría en el intento de descubrir y dejar caer las losas de este mundo, caen una y otra vez, a la vez que respiro, a la vez que muero. Pero abro los ojos. La carnaza está  frente a mi.
Pero no me salpica, resbala, como la muerte, como la sangre hervida perpetrada en mis manos.
Mi sangre es tu sangre, la que brotó del dolor. Se hace coágulo, se hace líquido.
Como el lithium.

martes, 11 de junio de 2013

PIENSO...

Siempre me pareció un desafío seducir a la vida.
Soy una romántica. Algunas veces creo que vivo los sueños como realidades. Como fantasmas que se nutren las paredes de mi casa.
Acabo de llegar. Me tomo otro café. Pienso, pienso, pienso como las máquinas que atornillan el engranaje de mi existencia y siento que me tiraré toda la vida escribiendo memorias en ningún papel.
No creo que pierda el tiempo. Creo que nací en este momento. Momento en el que acaparo la realidad como un naúfrago. 
Los islotes se fueron, al despuntar la puerta. Ese vacío. Esa plenitud. Al margen de las lineas divisorias.
¿Al margen?¿Por qué? ¿Para qué?
El ser humano es capaz de hacerse preguntas estupidas. Con cuentagotas que saben a miseria. Otras veces encuentro como kafka, un surrealismo, una objetividad. Un dormitorio de pisadas en la desnudez de un deseo, que me invitan a pensar que el disfraz lo dejé pintado de relleno.
Odio los disfraces de un solo tono, monocolor de sentimientos, a mi siempre me gustó volveme cromática, ambigua, ambivalente......
Desnudez. Si. Como el agua. El agua es desnuda, como la piel. Sin escamas.
No puedes verla  hay que imaginarla en un fondo blanco. Pintarla de color, el color del terciopelo escondida en estatuas sin sal.
Pienso, pienso, pienso,
como el mar,
la sal,
lo azul, 
efímero,
arrastro. 
Los argumentos se me describen como el papel.
Imprimo en mi memoria, archivo en el corrector de experiencias...
¿El corazón?
 


jueves, 30 de mayo de 2013

REO

En estos momentos golpeé escuetamente las visagras que me tenian atada y ahora no voy ni a tejer el hilo de la perdición,,.simplemente no volveré, voy a definirme dentro de mi propia definición...dejarme llevar, dejarme caer, dejarme sentir ...en soledad dejarme....
He navegado tanto que necesito descansar, necesito llenar el hueco de la incertidumbre como una mano  sobando el muslo del propio deseo. Ese deseo insatisfecho que corroe mis adentros, ese deseo del menosprecio, del olvido, del abandono, de la soledad que me viene a buscar para decirme las cuatro verdades que nunca quise oir.
Mejor vomitar el amargor de mi conciencia, las vísceras que me estan arruinando,
simplemente por ser como soy.
No creo en la palabra, no creo mas allá de la violenta tez de las indigencia, del momento en el que lo eres todo y luego eres casi nada.

Necesito amar para no ser  reo de muerte de mi misma.
Me ahogo en esa necesidad de amar a todo lo que me inunda,  me marchito si no puedo amar en mi todo lo que no esta en mi; toda la proyección de la vida, es una prolongación de mi alma,
 esa alma que esta golpeando furiosa mi carne, empujándola, martirizándola, y ni siquiera emborrachándome de lujuria puedo vaciar ese espacio que me recuerda su olor.
Nos hemos acostumbrado a ser egoistas de nosotros mismos. A ser un ápice de insensatez con la justificacion de pagarés  a tiempo limitado.
No puedo ya con ese medio de vida que hasta en el placer tiene que ser en el momento, en el acto, con una sensación de rigidez que convierte en hastío todo lo que toca.
Es el hastío el que me consume y si muero dama se asomará triunfante en la madrugada. El frío de sus rosas con una única espina clavada en la memoria, donde guardo el martirio perpetuo de mi propio salitre.

viernes, 17 de mayo de 2013

NUDOS

Golpean los nudos en las ventanas. Ahora entiendo mucho más que otras veces cuando me he sentado a escribir sobre el litio.
Escribir no es malo, ayuda a aclarar las idas y las venidas.
El pensamiento a veces es como un libro que vas leyendo a lo largo de la mañana, o de la tarde, y a la noche lo reconcentras en torno a un conjunto de átomos escondidos que van avasallando la clave de tus certezas.
Ahora viene la consecuencia a tanta mediana en el asfalto. No tengo zapatos para descubrir más de lo que quisiera.
Descubrir no es fácil para nadie. Adecuarse tampoco, vas sonriendo en un estallido de algarabia, de inútil sentidos que se van asentando involuntariamente.


Pero al final quedas tú con la linea continua de la carretera, y echas un ojo a la parte del arcén de tus recuerdos, y entonces piensas que ya nada te queda de lo que eras antes y te queda todo lo que eres ahora,
y te metes en tu cuero de livianas palabras y entonces es mejor que continues la linea continua que es la verdadera y la que está frente a tí.
Antes era todo tan sencillo dentro de su propia dificultad. Y también huí de las 24 h que tiene el dia de hoy, y me enfrasqué en las 24 h que tiene la suposición de lo que era bueno, y me ayudaba.
Perdí todo. El equilibrio exigente de dos piezas que eran de un puzzle que creí que era fuerte. Pero eran solo piezas diminutas que no supieron estar a las circunstancias de mi existencia. O quizás yo sopesé demasiado el valor en la subasta de mi misma, y eso escuece, escuece y duele pensar que podrían quedar para siempre en la linea curva que llega al corazón. En la linea que veo impuesta en la palma de mi mano.
Pero ya no duele. Ni siquiera escupe, simplemente me han ayudado a montar esa linea discontinua que jamás nadie podrá volver continua.
Y es que tratándose de animales racionales,  te queda convertirlos en ciudades de paso mas allá de tus propios sentimientos, más allá de lo que un día soñaste que fueran.
Me encantaría a veces no ser humana, ser un monstruo y trazar moléculas malditas que llegaran a los extremos de una bomba sumergible en el arrecife de la pena, porque es allí donde a veces en momentos como este en el que me siento, me pregunto cosas que me las dejo para mi, porque explicación lógica no tienen. No existen, no hay nada.
Los nudos existen, la vergüenza también, pero el dolor ayuda a trazar lineas discontinuas que me salvan de mi propia perdición, y en eso estoy plácidamente acomodada evitando que vuelvan 
a pasar.


martes, 23 de abril de 2013

CUTRE

Hay frases que discurren como demonios,
aquellas que se relatan en cuentos de terror para desvaríos.
Soy un sueño, una pesadilla,  celofán nutrido por las letanías de mi propio dolor.
Cerré el abergue.
Nada es igual que antaño y nada se asemeja al hoy.
El hoy no existe, ni el ayer, ni el mañana.
Fabricamos proclamas.
Nos creemos palabras.
Se desdibujan en el aire.
Creemos ser niños, y no somos ni adultos.
Viajamos al compás de los otros.


Los que marcan las pautas de nuestro bien o nuestro mal.
Pero  todos los dias acabo como empiezo.
A las una de la mañana soy un terrible complot de mi misma.
Una equivocación que pasa por las manos de quienes ni siquiera son capaces de
sentarse a probar el veneno que no termina de matarme.
No quiero matarme, pero tampoco quiero vivir.
Y esta noche tendré que dormir pensando que mañana no voy a vivir lo suficiente 
para entender mi propia resignación.

sábado, 6 de abril de 2013

BILIS

Pocas veces se asoma el litio paa hablar de mi propia Fe. Quizás para algunos no entiendan el significado que tiene para mi vida. Otros en cambio pueden verlo  como una magnificencia, como una forma de ponerme en superioridad por  encima de otros. 
Hablamos efusivamente de aquello que amamos, de aquello que nos hace un bien.
Eso no es malo. A través de un monitor, solo se percibe atisbos, certeza o evidencias de algo que es una milésima de lo que somos.
Son pequeños átomos disueltos por la red. Creo que tengo demasiado mundo para comprender y experimentar..para conocer y valorar...... Es como escribir capítulos inacabados que se van forjando en un momento.
Nunca pensé llegar hasta donde hoy estoy....siempre pensé quedarme anclada en el pasado, en órbitas distintas que hoy son esferas oscuras del pasado.
Siempre pensé que evolucionar era algo fantasioso o espeluznante.
Otros evolucionan de otra manera, ni peor, ni mejor ni más enriquecedora o menos pobre.
Avanzamos con las armas que nos proporcionamos a nosotros mismos. En forma de personas, hechos, experiencias, principios o creencias......
Me da igual que no entiendas Aquel que decía TU FE TE HA SALVADO, aquel que estuvo a tu lado para poder ser un instrumento de tu propia salvación.
Somos tan ilusos que creemos que nos salvamos sin tener en cuenta algo o alguien, y buscamos huir de nosotros, huir de todo, de lo que nos rodea, pero lo más racional que existe es que no podemos aunque queramos, ser sin tener algo que nos empuje hacia adelante.
Nadie está a salvo o lejos del universo, o de Dios, o de la Fe, o de la razón, o de lo que nos salga de las narices, por la sencilla razón, que nada soy si no tengo algo en QUÉ O EN QUIÉN CREER.
Tenemos algo que se llama BILIS, entrañas, vísceras y esas nos hacen movernos en la dirección que queremos en cada momento de nuestra existencia.
En este momento, estoy dispuesta, si tú no lo estás, es  conformismo. Enfermedad del hombre. La cura tu propia autonomía. La cura tu responsabilidad, de ser algo más que un desecho por las circunstancias de la vida. La vida es una putada pero más puta puedo ser yo, porque siempre estaré dando caña a mis propios demonios, ya que no puedo contra ellos, podré al menos martirizarlos.







jueves, 4 de abril de 2013

A SORBOS

 Me dedico un sorbo de mi tiempo.
Un sorbo en la noche para matar la rigidez que me esta dosificando mis escrúpulos. A sorbos.
Me dedico ninguna moneda, versos, acaso una pequeña luz en este cuarto con el ordenador a punto de apagarlo.
Increible como hacemos un mundo de este sitio. Pequeño y hueco.
Increible como la palma de las manos asoma la linea recta de un crepúsculo en el silencio.
La verdad que a veces me pregunto mis propias afirmaciones.
Me respondo mis propias certezas.
Acabo de descubrir un paréntesis. Voy a ponérmelo como la soga alrededor de mi cuello.
Es importante los pequeños detalles.
Es importante sentir como fluye los argumentos y conducen a epílogos. A frases malditas de un eslogan.
La vida es efectivamente un  eslogan. Un maldito eslogan que lo compra el que sabe mejor venderse.
Los precios de saldo fueron mi peor tormento.
Porque me convierten en vendedor de sonidos huecos, y me quitan el valor de una moneda al cambio, no vale ni un euro.
No importa, el precio del valor es equitativo a la pobreza de espíritu...no es ganancial, no es material, no es efímero, no es al dorso, no es a la cara es.........como el aire...volátil.
Podría emborracharme con los efluvios de la incontinencia. Podría....al son de una pieza de Wagner, de una frase de Gibran.....no sé. Es tan irrisorio esta sensación en la noche....
Es espeluznante como me convierto en la bestia que en la mañana será una flor marchitada
por el veneno dela propia indiferencia.
No quiero dormir.
Quiero tener los sentidos bien despiertos. Y así despedir lo que queda de ayer.
Y sonreir y meter mis dedos en las llagas para poder creer, que todo es producto de los monstruos de mi mente.




miércoles, 27 de marzo de 2013

METAMÓRFICO

Todos los dias me levanto, es evidente que por narices hay que hacerlo o aletargarse en la inmundicia. Estas encima de ella, o estas acaparando lo mejor de esos minutos. No importa que te entiendan, o que no lo hagan, es igual. Tienes ante ti dos opciones: joderte porque no hay otro remedio, o montar en una mesa cualquiera dos balanzas y entonces buscas un equilibrio entre ambas. Lógicamente voy a intentar no apartar ninguna de ellas. Quiero las dos. Sencillo. Cada vez que intentas quitar una u otra, quitas una porción de ti mismo, te rebelas contra algo que esta en ti.
Deja de hacerlo y acepta que en toda balanza se sopesa lo bueno o lo malo, lo que  ya esta hecho no puedes cambiarlo, lo que queda por hacer puedes rodearlo de muchos caminos.....deja de ahogarte y  mete unas pesas para equilibrar lo muerto de lo vivo.....metamorfoséate....y deja de decir sandeces...eres la forma que eres pero puedes formar una nueva regla, para que  siendo lo que eres mejores en tu composición.

 Buscamos fuera lo  que tenemos dentro,. Ya deje de buscar. Me posicioné en una ventana. La que da al aire. La que da a la suspensión de un tono grisáceo y luminoso. Los tonos grises me gustan porque dan la verdadera perspetiva de las cosas.
Voy cambiando de estado a medida que me afecta lo que amo o lo que siento. Y por eso no estoy  muerta.
Una supervivente puedo ser. Sobrevivir a las muertes personales de cada dia es una buena razon para poder plantear los caminos.
 Y solamente en esa doble balanza me gusto.
Los demás no pueden gustarse, ni si quiera quererse.
Yo no se si  me quiero. Puedo odiarme a mi misma lo mismo que amarme en un egocentrismo casi perfecto.
Pero admito ambas posiblidades. El principio de creer eso, es el principio para poder vivir.
No resto, ni sumo,  solo me multiplico. De cualquier manera y en cualquier lugar.

Mañana puedo odiarte y quererte in extremis...pero  me puedo matar y revivir a la vez.....eso es el gozo de ser, no deber ser....

viernes, 8 de marzo de 2013

LENGUAS


Esta noche huele a humo de la inconsciencia.
Sábanas lúgubres.
Hacía tiempo que no sentía el litio tan líquido quemando como una escafandra en el fondo del deseo, porque esta noche deseo.

Será la tarea que no me gusta realizar.

Me encuentro tan soporífera como un bostezo en el desierto. Aire corrompido por mi estupidez.
Por mi salvedad.
A veces es preciso contar las salvedades que no duren más de un minuto en la agonía de un suspiro.
La escena es vil.
No hay donde atajar la soledad fría de la noche cuando dama se precipita con mi espada.
La que no tengo.
Pero ella es la dueña.
Como la costumbre.
Insipída y aguardiente de tanto desmerecimiento.

Al caer la noche pienso en graduarme.
Porque en la mañana volveré a ser una inagotable fila de arrojos, que luego acallarán las pistolas.
Las que todos los dias y cada 5 seg humean en mis sienes.
En fin,escurridizo como la mentira. 
LENGUAS...MUERTAS....saben a centeno, algo inconfundible como la sed.

miércoles, 13 de febrero de 2013

SOEZ

Me sentia igual que una prostituta, cada vez que me ensuciabas en la cama de mi propia soledad,  cuando penetraba en las sábanas vacias de tu desencuentro en aquellos años, en que todo era menos, y no era más; solo un uno mas uno de mi propia tristeza. Cerraba los ojos, y solo esperaba a un placer inacabado en mi propio fantasma. El fantasma del amor que perece y queda solamente dos cuerpos que tratan de mentir, con sus lenguas, en un vis-à-vis insatisfecho.
Fumabas un cigarro, y yo solo me removía recordando el placer inerte de dos segundos antes que no sabía a nada.....Porque estuve mucho tiempo en una vida mediocre que solo tiritaba de frío cuando me abrazabas, y solo te amaba cuando te ibas.

Tendré que desnudarme, intentar hacer el show mucho más soez que antes, mucho más lujurioso para no estrechar el abrazo hasta que se esfume.
 La doble dicotomía de ser a la vez puta y señora. Lo que ocurre que a veces olvidamos que todas las putas son señoras, y todas las señoras no tiene que llevar el abrigo como tales.
La serenidad ante el anochecer se diluye. He dejado la ropa interior, en tu lado de la cama. 
Quizás hoy me la arranques sin dejar vivo el botón de la propia inercia.
Porque no quiero permanecer inerte en tu vida, si no es para volver a quitarme la ropa sin tus manos.

domingo, 10 de febrero de 2013

INUTIL

Me encontré tus labios.
Pero tu cuerpo se me escapaba entre los lamentos de mi carne.
Intentaba detenerte. 
Inutil el deseo que se arremolina en un cruce de bocas sin aliento.
No es besarte sin desear tu roce.
La almohada se empapa de tus recuerdos que sudan cuando te olvido.
Deberia salir a la lluvia desnuda y empezar a acostarme en las gotas que me van indicando
que no puedo.
No puedo pronunciar tu nombre sin encarcelar las lágrimas.
Es inutil.
A solas con mi fantasía te dibujo en el sueño.
Caduco. Caduca los dias, caduca mi cuerpo, caduca la desidia, la miseria, el trago que no saboreo,
el dolor , la idea que no es el fragmento de un capítulo,
ni si quiera es el lastre que arrastro con tu fe.
Porque no es la mía. La vendí cuando decidí secuestrarte..
En mis adentros.

NO ARDE

Desalojo.
Gritabas en mis demonios como alfileres.
Es la evasión que cada dia desenpolvo en mi memoria.
He muerto detrás de una resurrección.
He agotado la esgrima de mi propia cabeza.
Si para renacer es preciso volver a mascar mis cenizas,
tendré que hacer de nuevo una fragua mucho más putrefacta
para recuperar  estigmas y fundirlas con la lava de mi memoria.
Ahora mismo,
  no arde.
Ahora.....quién sabe.
Escribo desde la letanía.El desahucio de la propia lengua.
Creia que seguir un argumento era como fundir una opinion sin acento, consumando los segundo de aquella esbeltez.
El mar, las aguas, el ánimo, la vida, la luz....La orilla.
Escribo con vagas ideas que me vienen en un suspiro.
Ya  me pierdo.
Pero no arde. Sigue sin encender lo tibio del ser humano.
Hace frío y me pierdo. Me hablo sola acompañada de las sombras, en la noche es mucho más su canto. Durante el dia, no hay manera.
No arde.
Pero es preciso apagar la colilla.
Ahora no quiero humo.